La penúltima semana de la LEC estuvo llena de partidas importantes. La pelea por el primer puesto, un rematch de la última final y partidas importantes para la clasificación a playoffs se jugaron durante este fin de semana.

El viernes:

La primera partida del día fue Schalke 04 contra Excel, ambos equipos al borde del abismo. Excel controló el juego al saber responder de forma correcta a las jugadas que planteaba Schalke, siendo reactivos a la agresividad que propuso el equipo alemán y contestando los objetivos de manera inteligente.

El buen esquema de juego y la distribución de líneas en el mid/late game le dio la victoria a un Excel que busca su primera clasificación a playoffs.

La segunda partida del día fue Team Vitality contra Misfits

Vitality sabía que tenían el peor early game por su composición, por lo que esperaron al mid game y a tener los items míticos para empezar a jugar más agresivos. La paciencia les rindió frutos y Oskar «Selfmade» Boderek logró sacar una gran ventaja. El jungla polaco fue el único jugador del equipo francés que pudo sacar ventaja, pero el resto de sus compañeros seguía sin poder hacerle frente a Misfits.

Cuando Misfits logró lidiar con Selfmade, el encuentro se encaminó a su favor y lograron cerrarlo, clasificando a playoffs con la victoria.

La tercera partida fue MAD Lions contra Astralis.

El control de la partida fue cambiando de manos, los equipos brillaron en distintos aspectos del juego: Astralis arrasaba en las peleas mientras MAD Lions ganaba el macro game. 

La paciencia y las decisiones inteligentes le dieron la victoria a MAD Lions luego de unos agónicos 42 minutos. Con esa victoria, el actual campeón europeo se aseguró un lugar en playoffs 

G2 Esports contra SK Gaming fue la cuarta partida del viernes.

La partida fue igualada durante el early game, con una ligera ventaja a favor de G2, pero mientras avanzaba, Jean «Jezu» Massol y Erik «Treatz» Wessén la emparejaron.  

Para suerte de G2, Rasmus «Caps» Winther y Martin «Rekkles» Larsson mantuvieron a flote al equipo y doblegaron a los jugadores de SK

La última partida del día fue Fnatic contra Rogue, la pelea por el primer lugar.

El juego fue dominado de principio a fin por el subcampeón, Emil «Larssen» Larsson y Kacper «Inspired» Słoma fueron los responsables de silenciar al equipo inglés. El dúo mid-jungla de Rogue leyó a Gabriël «Bwipo» Rau y frustró todas las jugadas que propuso.

Con una dominante victoria, Rogue se impuso en solitario en el primer puesto.

Andrei «Odoamne» Pascu junto a Ashley Kang luego de la victoria contra Fnatic.

El sábado:

La partida que abrió el día fue Astralis contra Schalke 04, esta partida fue la última oportunidad para que el equipo alemán clasificara a playoffs.

La partida fue controlada por parte de Astralis, el equipo jugó de forma segura y se enfocó en tener un macro limpio al controlar los objetivos neutrales y llegar primeros en las rotaciones. Schalke intentó contestar en muchos momentos pero nunca encontró una buena pelea o un objetivo significativo que les diera la victoria.

Astralis ganó la partida y dio un paso adelante en busca de los playoffs, mientras que Schalke se despidió del sueño.

La siguiente partida fue Excel contra Team Vitality.

La partida tuvo acción desde el principio, los jugadores de ambos equipos se movieron en todo el mapa desde el early game para encontrar asesinatos y construir una ventaja en base a eso.

A la hora de las peleas en equipo, Vitality tenía las mejores herramientas de iniciación pero Excel contaba con más daño y un combo devastador gracias a Rakan y Diana que podía voltear las peleas a su favor.

Al final, Excel logró cerrar la partida y complicó aún más la clasificación de Vitality.

La tercera partida del día fue el rematch de la final del Spring Split, Rogue contra MAD Lions.

Ambos equipos jugaron de forma precavida durante los primeros 10 minutos, ninguno quiso arriesgar una ventaja temprana . Rogue fue el primero en golpear y empezar a dominar el marcador de asesinatos y la presión de las torres.

MAD Lions jugó a aguantar al late game, confiando en el escalado del Jayce de İrfan Berk «Armut» Tükek y del Viktor de Marek «Humanoid» Brázda. MAD Lions también controló los dragones, siendo recompensados con un Alma infernal que haría que Rogue no pudiera pelear.

El juego se decidió cuando MAD Lions empujó con el buff de Barón mientras Rogue splitpusheaba.

El juego cumplió con las expectativas y MAD Lions se llevó la victoria en está ocación.

La cuarta partida del día fue Fnatic contra SK Gaming.

Fnatic se hizo con el control de la partida en los primeros minutos y parecía que iban a ganarla sin muchos problemas, sin embargo, distintos errores de posicionamiento y overextends emparejaron el juego y luego de un par de minutos, SK logró hacerse con la ventaja.

Esta partida mostró algunos de los errores que le costaron juegos a Fnatic en el pasado, y que ahora parecian resueltos. Al final del día, SK se llevó la victoria y mantiene vivo el sueño de playoffs.

La última partida del día y el Match of the Week fue Misfits contra G2 Esports.

La última vez que estos equipos se enfrentaron, Misfits se llevó la victoria gracias a un throw de G2 en el Dragón Ancestral. En esta ocasión, G2 volvió a jugar de forma proactiva contra Misfits, moviéndose para encontrar asesinatos y controlar los objetivos neutrales, pero sin arriesgarse a otro throw.

G2 se llevó el partido y clasificó a playoffs con esta victoria.

Los jugadores de G2 Esports luego de su victoria contra Misfits.

La tabla quedó de la siguiente forma:

1) Rogue (11-4)

2) Fnatic (10-5)

MAD Lions (10-5)

Misfits (10-5)

5) G2 Esports (9-6)

6) Astralis (6-9)

Excel (6-9)

8) SK Gaming (5-10)

Team Vitality (5-10)

10) Schalke 04 (3-12)

You may also like